Solidaridad para Erik

Erik tiene Síndrome de Peutz Jegghers, esta es su enfermedad base pero hace poco sufrió una peritonitis aguda generalizada. Los ex compañeros de colegio de su mamá organizaron este "San Juan" para recaudar fondos para apoyar a su familia.
Están todos invitados, su familia está luchando con todo lo que significa mucho tiempo de hospital y gastos. Y toda ayuda les va venir muy bien. 

Hoy, sábado27 de Junio, 18 horas en la 
Seccional Colorada n# 1 Lambaré
Avda Cacique Lambaré e/ Mcal. Lopez y Mcal. Estigarribia  

Te va doler

Estas últimas semanas me escribieron varias personas. El sentimiento en común era la confusión, esa mezcla de asombro y miedo producto de un diagnóstico.
Algunos me pedían información o apoyo económico para tratamientos o drogas, hospedaje, viajes u hospitales.
Otros desorientados, sorprendidos buscando respuestas a ¿voy a poder? ¿que viene ahora?
Esposas, amigos, primos, hijos, padres. Ninguno, (al igual que me sucedió a mi en su momento) pensó que la palabra cáncer podría ser parte de su historia. Nadie está preparado.
Cuando uno anda en el barco de la vida, no piensa en tormentas, pero ellas llegan porque son parte del viaje.
Volví al teclado para decirles: no se desanimen. Por respeto a todos mis lectores, no puedo mentir. Te va a doler. Vas a tener miedo. Vas a llorar.
Pero no preguntes por qué o para qué. No busques diagnósticos en Interntet, no leas estadísticas.
No hagas cuentas, los números son crueles.
Creé como un niño, pensá en lo que Dios puede hacer, creé en la solidaridad, en tus amigos, creé que no estás solo, que hay un montón de gente que te va ayudar. Creé que los médicos estan guiados por Dios, que hacen lo mejor que pueden, que usan los mejores recursos.
Creé que cuando no te alcance, Dios va hacer un milagro y alguién generoso va venir para apoyarte, porque esa persona necesita tener una oportunidad para ser generoso, porque el bendecido es el que da.
Creé que tu familia va hacer todo lo que puede por vos, y cuando se cansen Dios va renovar sus fuerzas.
Y como me pasó a mi, pensá que cuando no des más, cuando sea el momento de decir basta, Dios va decir basta, a su manera. Pero durante este tiempo vas a vivir las demostraciones de amor mas fuertes.
En mi caso particular el "basta" de Dios fue seguir con mi hijo a mi lado. El final llegó a tiempo cuando no podía más.  En otros casos el basta fue seguir con el recuerdo de esa persona y el amor del tiempo dificil vivido de la mejor manera.
No puedo prometerte nada, no soy Dios. Pero puedo decirte que muchos se curaron.


Y te quiero pedir que cada día busques un milagro, y que vayas ganando batallas día a día.
No te desanimes, por favor, no te caigas.
Fijate que en el barco, en lo peor de la tormenta hay alguien que duerme que con un movimiento puede frenar todo y si la tormenta sigue...el sigue ahí de todos modos.




No, no trabajo…

               Hace unas semanas empecé a hacer usufructo de uno de los premios más importantes y más difíciles de usar que recibí. Estoy es...